Lancelot // Diego Quintero

Una hora después Clarissa se encontraba en un techo y tenía tres muertos en su haber; todos presas fáciles. Los primeros caídos en un combate casi siempre lo eran, además le habían provisto una Glock para sumarlo a su arsenal. Saltó al próximo techo; brincó el ancho de una callejuela, luego, hizo lo mismo tres veces más hasta dar con una casa demasiado baja como para que fuese ventajoso estar sobre ella. Continúa leyendo Lancelot // Diego Quintero

La esquina de la tortura // Jazmín Félix

Muchas veces mamá me ha castigado de esa manera, así que conocer la experiencia me hace sentir lástima por Alma, que tiene los ojos cerrados porque sabe lo que le espera y se niega a llorar. Mis padres ya se han encerrado en el cuarto, y para no ver a Alma, me escondo de su cara afligida en mi habitación, rodeada de cuatro paredes que omito a través de las letras. Continúa leyendo La esquina de la tortura // Jazmín Félix

La Gran Memoria // Rebeca Abadié

Hasta ahora nos ha sido revelado que la posición exacta del último suicidio (y hasta ahora único conocido) de la Gran Memoria fue en “el calendario gregoriano” marcado en el “31 de octubre de 2022 después de Cristo”. Aún estamos descifrando este mapa temporal y ya será momento en el que logremos localizar esta fecha tan peculiar. Continúa leyendo La Gran Memoria // Rebeca Abadié

La tortillería de la mamá de Fernando // Arturo Mayorga

Sus pies quedaban exhaustos al final del día. Deseaba para sí algo menos tedioso, algo más redituable y satisfactorio. Eso de estar frente a la estufa durante la canícula monclovense no le daba un ápice de placer. Le gustaba la idea de ser la dueña de su negocio, mas la habría fascinado no tener que ser también la única trabajadora. Debía darle para más. Continúa leyendo La tortillería de la mamá de Fernando // Arturo Mayorga

Materializar las pérdidas

Tal vez se hubieran reído, pero no se habrían acercado a agradecernos por la presentación. Sé que fue Ale —y sus palabras, y su trabajo, y su presencia— lo que movió a los chicos de sus asientos para caminar y decirnos esas palabras que —sin darse cuenta— hicieron que valieran la pena esos diez días fuera de Mexicali. El viaje pudo haber acabado ahí y no me habría importado en lo absoluto. Continúa leyendo Materializar las pérdidas